domingo, 19 de julio de 2009

Brüno.

Sacha Baron Cohen es, en cierto modo, al cine de hoy lo que en su momento fue Peter Sellers. Un actor camaleónico, que crea personajes que no parecen interpretados, sino más bien vividos. Ali G, Borat y, ahora Bruno, son personajes independientes y, al tiempo, complementarios. Diferentes, pero con una serie de fijaciones similares y un humor que pasa por la escatología verbal y física, mediante la que lo planteadas llegan a colocar a sus protagonistas en situaciones límite.

De manera gradual, en las cintas que ha protagonizado se ha ido alejando del cine "ficción" para irse metiendo el terreno de la realidad, a través del uso del (falso) documental. En Borat, nos encontrábamos a un periodista kazajo que iba a los Estados Unidos. Con sus prejuicios y costumbres bárbaras, recorría el país más avanzado del mundo, en un viaje que no es más que un reflejo, casi un estudio en clave cómica de los USA con sus contradicciones y paradojas.

En Brüno, el planteamiento es casi similar. Un periodista, de nuevo extranjero (austriaco), gay y especializado en moda, acude a los Estados Unidos para cponvertirse, de la manera que sea, en una celebrity. De nuevo una comedia, aunque deja filtrar la cara menos amables del primer mundo.

En el debe de la película cabe señalar que es posible que impacte menos que su predecesora. En el fondo, todos sabemos ya lo que vamos a ver y eso, si bien no decepciona, hace que por momentos no nos parezca tan fresca.
Otra cosa es el humor... que nadie se espere una alta comedia, va a haber mucho humor negro, muchas referencias al sexo, etc... Pero también cierto arrojo. Cuestiones como el tipo de humor creo que pasan a un segundo plano en determinadors momentos. ¿Un ejemplo? Bruno quiere realizar una sesion de fotos con su bebé. A los padres de los candidatos les pone una serie de condiciones, a cada cual más descabellada. Lo tremendo no son las preguntas, no. Son las respuestas.

Una película como Bruno se agradece, por un motivo muy sencillo. A pesar de lo soez que llega a resultar, este es utilizado con un fin. Hace que nos riámos, pero de igual modo pienso que es posible que esta risa sea empleada con un fin transgresor, el de mostrar la cara menos amable de una sociedad para la que el triunfo y la imagen es fundamental.

7 comentarios:

  1. Con que sea la mitad de transgresora que Borat ya me vale. EL tio ha dado con un filón que bién aprovechado le puede durar unos cuantos años.

    ResponderEliminar
  2. Hola
    Estuve visitando tu Blog y está excelente, permíteme felicitarte.
    Sería un gusto contar con tu blog en mi directorio y estoy segura que para mis visitas será de mucho interés.
    Si lo deseas no dudes en escribirme a jackelinesilvajauregui@hotmail.com
    Exitos con tu blog.
    Un beso
    Jackie

    ResponderEliminar
  3. Saludos.
    Lucifer... es transgresora. Lo único, que no me pilló tan de sorpresa.

    Jackeline... muchas gracias. Me paso por el tuyo y me pondré en contacto contigo.

    ResponderEliminar
  4. Tengo que hacerme con ella, pues la versión que me bajé es extremadamente mala en calidad de visión. Yo me conformo con que esté al nivel de "Borat", ya que a Alig G no le acabé de encontrar la gracia (la peli era malísima).

    ResponderEliminar
  5. Ali G para mí, tenía momentos... más bien diría que funcionaba a base de gags, pero en general, como película... flojilla.
    La cosa es que a mi me pareció casi un calco de Borat, cambiando el personaje y quizás por eso me dejo un poco... frío.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Yo tambien me rei con algunos momentos de Borat y tengo ganas de ver esta, pero ¿esto es cine?. Quiero decir la ponen en el cine y recauda pasta, pero no es un genero cinematográfico, ¿o si?. No se quizá es un formato televisivo adaptado al cine, vaya rollazo, no se si tiene algo de sentido lo que estoy diciendo.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  7. En el fondo... creo que es un documental. De ficción o no ficción, según se quiera ver. Lo que sí que es algo que atrae a la gente y que funciona a varios niveles.
    Saludos.

    ResponderEliminar